Roya Mahbood, una mujer libre y valiente

 

Roya Mahbood nació en Afganistán y fue la llegada del régimen talibán la causante de que su familia tuviera que emigrar a Irán, allí estudió Informática. En el año 2013, y con sólo 25 años, la revista TIME, la incluyó como una de las 100 personas más influyentes del mundo. Cuando recibió el correo que reconocía su trabajo y su esfuerzo, no se lo podía creer.

Es la presidenta de Citadel SoftwareCo., una empresa de tecnología que trabaja para grandes empresas, instituciones gubernamentales, e incluso para la OTAN. Entre sus empleados hay hombres y mujeres, la mayoría de las cuales trabajan desde casa para facilitar la conciliación.

Pero su trabajo no se limita a ser la primera CEO de su país, su objetivo en la vida es el de devolver lo recibido y ser parte activa en el cambio de vida de las mujeres Afganas, y la forma que ha elegido para ayudarlas es consecuencia de su experiencia profesional. Y en este caso, la necesaria y deseada independencia económica parece venir como resultado del uso de las nuevas tecnologías, ya que esta forma de trabajar, además de posibilitar cierta independencia económica, les ofrece la posibilidad de trabajar desde casa, en un país donde la mujer no tiene tan fácil salir de la misma.

Años después de que esté régimen haya desaparecido, las oportunidades para la mujer siguen siendo reducidas. La concepción tradicional de que la mujer debe quedarse en casa cuidando a la familia está muy arraigada, y sin posibilidades de  trabajo, y por tanto, de ningún tipo de ingresos, sigue estando sometida al hombre.

El instrumento para promover cambios ha venido muchas veces de la palabra, la pura reivindicación, pero para Roya es el paso a la acción a través de la educación y un ordenador conectado a internet. Decidió así que decidió invertir parte de los beneficios de su compañía en un Programa para ofrecer clases de informática con acceso a Internet para chicas, ya que según sus palabras, “las familias pagan la formación  para los chicos, pero no para las chicas. Además ellas tienen prohibido entrar  en cafés con acceso a internet.”

Su objetivo es crecer hasta crear 40 escuelas, de las que se beneficie 160.000 niñas. Muchas de ellas aprenden a través de una plataforma que Roya Mahbood creó con unos amigos para enseñar y ayudar a las mujeres  por  internet, Examer

En 2011 fundó Women’s Annex, en colaboración con Film Annex, posibilitando educación on line, donde se ofrecen videos y blogs sobre educación, negocios y deporte, entre otros muchos, además de ser una plataforma donde poder contar sus historias. En 2012 fundó un canal llamado Afghan Development Web TV, donde ofrece una nueva cara de Afganistán.

WE.- Hola Roya, eres de Afganistán, un país un tanto desconocido para nosotros ¿podrías contarnos algo acerca de tu vida allí, de tus estudios?

Roya Mayood.- Fue después de la primera vez que usé internet en Heart, en el año 2003, cuando empecé a asistir a clases de tecnología de la comunicación en la universidad en el año 2004. Cuando acabé los estudios empecé mi carrera profesional trabajando para el gobierno. Más tarde pude empezar mi propio negocio de desarrollo de software. La compañía creció y pude contratar a muchas mujeres como programadoras, y así llegar a ser la primera mujer CEO en tecnología de Afganistán.

WE.- En que año creaste tu empresa Citadel Software C.o.?

RM.- Fue en el año 2010, lo fundé con mi hermana pequeña y otras dos colegas estableciendo la compañía llamada Afghan Citadel Software.

 

WE.- ¿Cuál era el principal objetivo que teníais cuando empezasteis la aventura de formar esta empresa?

RM.- La intención era crear nuevas oportunidades de trabajo para las mujeres de Afganistán en un sector tan emergente como es el tecnológico.

Creo que todos tenemos el deber moral de cambiar nuestro entorno para mejorarlo, no importa que lo que puedas hacer sea mucho o poco, pero es nuestro precio por estar vivos y tener posibilidades.

 

WE.- ¿Cómo puede hacerse posible ese cambio?

RM.- Siempre he querido usar el éxito que he conseguido para dar, a las mujeres jóvenes como yo, una puerta hacia el resto del mundo. Creo que para traer estos cambios necesitamos movernos y actuar rápidamente, sin retrasos.

Yo creo que para traer sostenibilidad y paz a mi país tenemos que trabajar tanto en la educación como en lo referente a la conciencia social por los dos lados, hombres y mujeres.

En cuanto a mi trabajo, me centro en las nuevas tecnologías por que yo creo que esas tecnologías pueden traer los cambios sociales que lideren el desarrollo.

 

WE.– Cuales son tus herramientas en este proceso?

RM.- Yo he visto el increíble poder de la educación, las redes sociales y la tecnología en mi vida personal y mi trabajo, así que estoy convencida de que puedo utilizar esto para empoderar a las mujeres afganas y cambiar sus vidas.

 

WE.– Un escritor español dijo “el saber nos hace libres libres, y más libres somos cuanto más sabemos”.

 

RM.- Creo que la educación es muy importante para la mujer por que le da la libertad de pensar y el coraje para realizar lo necesario para ser feliz y tener una vida más productiva.

Este es también un camino para mejorar la igualdad de género y promover el crecimiento económico, para tener un desarrollo saludable tanto para las familias como para la sociedad.

WE.– Si pusiéramos en una balanza la independencia económica y por otro lado la formación, ¿por cual equilibrio se decantaría esta balanza?

RM.- Para tener independencia económica necesitamos tener conocimientos, formación e información, y esta es la base de la productividad y del crecimiento económico. Para tener un equilibrio entre formación e independencia económica necesitamos poder acceder a la educación y entrenarnos para trabajos específicos, los cuales nos darán la llave de la independencia.

 

WE.– Tus logros y tus acciones son también un ejemplo para las mujeres de todo el mundo, ¿Piensas que hay alguna cualidad especial que podamos ofrecer por el hecho de ser mujeres precisamente?

RM.- Alguna de las ventajas de ser mujer en los negocios es que nos gusta trabajar en grupos y colaborar. Nos gusta la comunicación y hacemos un trabajo mejor en lo referente al campo del marketing.

Como líderes, somos más optimistas y persistentes, y otra cosa casi más importante es que vivimos las cosas con pasión y buscando determinados objetivos.

 

WE.– La revista TIME te incluyó como una de las personas más influyentes del mundo en el año 2013. Durante los últimos años a situación ha cambiado bastante…

RM.- Desde luego, después de que la revista me nombrara, las cosas han cambiado bastante para mi y para mis negocios.

Tuvimos un gran reconocimiento fuera de mi país, pero hemos sido perseguidas, espiadas y amenazadas dentro de él.

Mientras tanto, cuando mi negocio creció y fui capaz de crear y empezar con una organización sin ánimo de lucro llamada Digital Citizen Fund (Fondo Ciudadano Digital), para dar formación a más de 9.000 chicas estudiantes con el objetivo de que obtengan trabajo relacionado con la tecnología.

Como sabes, esto no es un tema de trabajo, sino sobre dar a las mujeres una oportunidad para conseguir la independencia, y así llegar a ser autosuficientes y más felices durante su vida.

 

WE.- La peor parte de todos los acontecimientos siempre se la llevan las mujeres y los niños. Hay muchas noticias de acontecimientos en países donde las leyes no las protegen que afectan a la dignidad de las mismas

RM.- Bien, tenemos que darnos cuenta que hay muchos intereses involucrados respecto a promover el éxito y la independencia de aquellas mujeres que viven en zonas de opresión y es muy difícil conseguirlo en una industria dominada por el hombre.

 

WE.- ¿Cuál sería la solución para cambiarlo?

RM.- Darles la oportunidad de acceder a la educación.

 

WE.- Está claro que la educación es el punto de partida…una vez más.

Tu trabajo, como el de otras mujeres fuertes es como una gota en el océano, como dijo la Madre Teresa: “Nosotros sentimos que lo que hacemos no es más que una gota en el océano. Pero el océano sería más pequeño si no hubiera esa gota”. ¿Qué dirías a las mujeres europeas y americanas?

RM.- Las oportunidades que muchas de vosotras tenéis no las tienen las mujeres de todo el mundo por que no tienen acceso al recurso de la educación. Nosotras no podemos abrir las puertas y decir a las mujeres jóvenes que salgan y cojan ese trabajo sin educarlas previamente. Y es inaceptable que millones de niñas estén quedándose atrás mientras el mundo va hacia delante.

La conectividad es algo que todos tenemos que aceptar y que tiene que tener lugar predominante en este mundo cambiante. No importa donde ellas vivan, necesitamos darles las herramientas para imaginar y perseguir la vida que elijan tener.

 

Tu fortaleza viene definida por tus acciones. Muchas gracias por acercarnos a la realidad de otras mujeres y compartir tus inquietudes con nosotras, Roya.

 

No Comments Yet

Deje un comentario

Su dirección de email no será publicada.

 

Woman Essentia, tu revista,

SÍGUENOS